Rancho Las Voces: Obituario / Alicia Leyva Franco

Obituario / Alicia Leyva Franco

.
Alicia Leyva Franco (1922-2016), junto a una de sus acuarelas, en la que plasmó paisajes mediante trazos delicados y profundos. (Foto: Cortesía del Museo Nacional de la Acuarela Alfredo Guati Rojo)

C iudad Juárez, Chihuahua. 3 de diciembre de 2016. (RanchoNEWS).- La pintora Alicia Leyva Franco, quien plasmó paisajes con trazos delicados y profundos en su obra, murió la tarde del jueves a los 94 años, en Ciudad de México. Fabiola Palapa Quijas reporta para La Jornada.

El cuerpo de la acuarelista fue velado ayer en una agencia funeraria del sur de la capital, informó el Museo Nacional de la Acuarela Alfredo Guati Rojo, donde la obra de Leyva figura en la exposición temporal del 61 Salón Nacional de la Acuarela 2016.

El museo adelantó que en la edición 12 de la Bienal Internacional de la Acuarela, que será inaugurada el 18 de diciembre, el público podrá apreciar también el trabajo de Alicia Leyva y de artistas de Australia, Alemania, Brasil, Colombia, China y Costa Rica.

Daniel Ramírez, del área de restauración y conservación de ese recinto (ubicado en Salvador Novo 88, barrio de Santa Catarina, Coyoacán), expresó en un comunicado: «Leyva deja una marca en la historia del arte mexicano y de la acuarela en particular. Se formó con los grandes en la disciplina; su primer maestro fue Agapito Rincón Piña, después Erasto León Zurita, Manuel Arrieta, Fernando Casa y principalmente Alfredo Guati Rojo, quien además de impulsar su carrera siempre le brindó apoyo y amistad.

«Se desempeñó como miembro vitalicio de la Sociedad Mexicana de Acuarelistas y del Museo Nacional de la Acuarela, en el cual fungía de secretaria. Es una pérdida lamentable para el arte mexicano. El museo la recuerda con admiración y agradece la producción artística que nos deja».

Realismo poético y fantasía poética

Nacida en el Distrito Federal en 1922, Alicia Leyva cursó estudios de licenciatura y maestría en historia en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Estudió pintura con Agapito Rincón y en el Instituto de Arte Mexicano aprendió la técnica de acuarela con Alfredo Guati Rojo, Erasto León y Manuel Arrieta.

Para Leyva, la acuarela siempre implicó una extraordinaria aventura en la exploración artística y un medio que depara sorpresas y un goce infinito, donde sus proyectos, desarrollo y ejecución deben mostrar el corazón abierto, presto a la emoción; ese que cuando está se sublima en el instante de la fantasía. Afirmaba también que la acuarela no se quedaba sólo en el paisaje, sino que tocaba todos los temas hasta llegar a lo abstracto.

«En lo que a mí respecta he tratado de crear ambientes distintos que me han llevado a pasar del realismo poético a la fantasía poética de la que consta la última parte de mi obra. Mi forma de expresión es absolutamente sincera, y eso le da un sello de autenticidad a mi trabajo con la certidumbre de que el camino es largo, que la tarea es ardua y que siempre hay que superar lo andado y expresarse de acuerdo con el propio sentir»., escribió Leyva en su página oficial de Internet.

Llevó su arte muchos países

El humanista Carlos Montemayor (1947-2010) escribió que en las acuarelas de Leyva hay una armonía entre el silencio, la verdad y la luz. «Trasciende una música desde la quietud de sus paisajes, de sus contornos. Una música brota desde su sabia, serena composición. Es primero un silencio, un instante de profunda realidad que aflora suavemente desde el interior de las cosas. Ahí está el silencio, el movimiento a punto de reanudarse».

Leyva montó 42 muestras individuales y participó en más de 600 exposiciones colectivas a escalas nacional e internacional, en recintos como el Palacio de Bellas Artes, los museos Nacional de Antropología, Carrillo Gil y Polyforum Cultural Siqueiros; en las universidades Complutense, Autónoma Metropolitana y la UNAM.

Como integrante de la Sociedad Mexicana de Acuarelistas, la obra Leyva se exhibió en muchos países. También recibió mención honorífica y presea de bronce en los concursos de Cocoyoc y Sor Juana Inés de la Cruz, la medalla de plata en la Fiesta del Árbol, así como la medalla al mérito en el 27 Salón de Acuarela; en 2008 fue distinguida con la medalla de bronce en la cuarta Bienal efectuada en San Petersburgo, Rusia.


REGRESAR A LA REVISTA

Servicio de Suscripción
* requerido
* Email Marketing by VerticalResponse