Rancho Las Voces: Noticias / El Homo Sapiens es 100 mil años más antiguo

Noticias / El Homo Sapiens es 100 mil años más antiguo

.
Jean-Jacques Hublin, con algunos de los cráneos hallados. (Foto: Nicolás Garriga / AP)

C iudad Juárez, Chihuahua. 7 de junio de 2017. (RanchoNEWS).- Un equipo de investigación internacional dirigido por el antropólogo francés Jean-Jacques Hublin, del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva, en Leipzig, Alemania, y Abdelouahed Ben-Ncer, del Instituto Nacional de Arqueología y Patrimonio (INSAP), en Rabat, Marruecos, han descubierto en Marruecos huesos fósiles de 'Homo Sapiens' que datan de 100.000 años antes de los más antiguos conocidos hasta ahora, informa la Redacción de El Periódico de Catalunya.

Los huesos hallados, junto a herramientas de piedra y huesos de animales, tienen una antiguüedad estimada de unos 300.000 años y representan la evidencia fósil más antigua y seguramente datada de la especie humana, según los autores. Anteriormente, los fósiles de esta especie más antiguos y con datación segura eran conocidos del sitio de Omo Kibish, en Etiopía, fechado en hace unos 195.000 años. En Herto, también en Etiopía, un fósil 'Homo sapiens' está fechado hace 160.000 años.

Hasta ahora, la mayoría de los investigadores creían que todos los seres humanos actuales descendían de una población que vivía en África Oriental hace unos 200.000 años. «Nuestros nuevos datos revelan que el 'Homo sapiens' se extendió por todo el continente africano hace unos 300.000 años. Mucho antes de la dispersión fuera de África del 'Homo sapiens', hubo dispersión dentro de África», dice Hublin.

El sitio marroquí de Jebel Irhoud, situado a 400 kilómetros al sur de Rabat, ha sido estudiado desde la década de 1960 por sus fósiles humanos y por sus artefactos de la Edad Media de la Edad de Piedra. Sin embargo, la interpretación de los homínidos de Irhoud ha sido complicada por las persistentes incertidumbres que rodean su edad geológica. El nuevo proyecto de excavación, que comenzó en el 2004, dio lugar al descubrimiento in situ de nuevos fósiles de 'Homo sapiens', aumentando su número de seis a 22.

Cráneos, dientes y huesos largos

Estos hallazgos confirman la importancia de Jebel Irhoud como el sitio más antiguo y más rico de homínidos de la Edad Media de la Edad de Piedra en África, una etapa temprana de nuestra especie. Los restos fósiles de Jebel Irhoud comprenden cráneos, dientes y huesos largos de al menos cinco individuos, que fueron datados por el método de la termoluminiscencia sobre pedernales calentados encontrados en los mismos depósitos. Estos pedernales eran de aproximadamente hace 300.000 años y, por lo tanto, hacen retroceder los orígenes de nuestra especie en 100.000 años.

Los paleontólogos, además, pudieron recalcular con un método especial de datación por resonancia de spin de electrones la edad de la mandíbula Jebel Irhoud 3 encontrada en los años 60 y que había sido previamente fechada en hace 160.000 años atrás.

Los huesos hallados exhiben un rostro y dientes de apariencia moderna que, según Hublin y su equipo, son casi indistinguibles de la de los seres humanos modernos que viven hoy, no así por la parte de atrás del cráneo, que difiere notablemente y aún era muy alargado. Los restos hallados pertenecen a cinco individuos: tres adultos, un adolescente y un niño, que llevaban un estilo de vida de cazadores, como demuestra el hallazgo de numerosos huesos de animales como gacelas y zebras, útiles de piedra usados como puntas de lanzas y cuchillos, así como la evidencia de que hacían un uso extensivo del fuego.

Redatado el cráneo de Florisbad

Las comparaciones de ADN antiguo extraído de neandertales y denisovanos al ADN de los seres humanos actuales revelaron diferencias en los genes que afectan al cerebro y el sistema nervioso. La morfología y la edad de los fósiles de Jebel Irhoud también corroboran la interpretación de un enigmático cráneo parcial de Florisbad, al sur África, datado hace 260.000 años, como uno de los primeros posibles representantes del 'Homo sapiens', aunque podría tratarse de una especie mestiza.

«Se ha descuidado el norte de África en los debates sobre el origen de nuestra especie. Los espectaculares descubrimientos de Jebel Irhoud demuestran las conexiones estrechas del Magreb con el resto del continente africano en el momento de la emergencia del 'Homo sapiens», dice Abdelouahed Ben-Ncer. Los fósiles se encontraron en depósitos que contenían huesos de animales que mostraban evidencia de haber sido cazados, siendo las gacelas la especie más frecuente.

Mestizaje prehistórico

Los hallazgos de Jebel Iroud revelan también que numerosos grupos homínidos muy distintos coexistieron en regiones próximas: 'Homo Sapiens', 'Homo Erectus', neandertales y denisovianos en diversas zonas de África, y no en una sola, como se pensaba hasta ahora. La clave, según el equipo de Hublin, es la existencia de los útiles como los hallados en Jebel Iroud que nadie hasta ahora había asociado al Homo Sapiens.

«Hubo durante mucho tiempo varias especies de hombres en el mundo, que se cruzaron, cohabitaron y mezclaron sus genes», ha afirmado a la agencia AFP el paleontólogo Antoine Balzeau, que ha participado en el descubrimiento. «Nos alejamos cada vez más de una visión lineal de la evolución humana con una sucesión de especies que vienen unas después de otras», afirma Jean-Jacques Hublin.

REGRESAR A LA REVISTA



Servicio de Suscripción
* requerido
*






Email Marketing by VerticalResponse