Rancho Las Voces: Cine / México: Proyectarán el documental «El espejo del arte» en Casa Lamm

Cine / México: Proyectarán el documental «El espejo del arte» en Casa Lamm

.
Pablo Jato señala que ya no buscará distribuir su película, sólo la presentaremos en los sitios donde la pidan; nunca estará a la venta, estará gratis en Internet en cuanto se proyecte en España, Ecuador y Argentina. (Foto: Carlos Ramos Mamahua)

C iudad Juárez, Chihuahua. 6 de septiembre de 2016. (RanchoNEWS).- A un año de su estreno, el documental El espejo del arte, realizado por Pablo Jato, fundador de la productora Embrujo Films, sigue sin poder exhibirse de manera comercial. Se ha presentado en algunas universidades y foros ante gran cantidad de público que ha aplaudido con entusiasmo este trabajo, que aborda los tejes y manejes de uno de los mercados más prósperos del mundo capitalista: la venta de arte. Mónica Mateos-Vega reporta para La Jornada.

Este miércoles el largometraje será proyectado en Casa Lamm, con la presencia del director de la película, quien ha enfrentado los recientes meses bloqueo y censura, como explica él mismo.

«El documental no se ha podido distribuir, no se ha podido poner en los cines, ni en salas independientes. Desde que comenzamos a hacerlo sabíamos que íbamos a encontrar un poco de malestar en el mundo del arte, pero no pensamos que nos iban atacar de la manera en la que lo han hecho», detalla Jato en entrevista con La Jornada.

Temas espinosos

En El espejo del arte se da voz a decenas de curadores, críticos, coleccionistas, directores de galerías y museos de diversos países a quienes el realizador pidió que respondieran preguntas como: ¿hay mafias en el arte?, ¿se puede inventar a un artista?, ¿existen artistas falsos?, ¿todo lo que se presenta es arte?

«El documental dice cosas que no quieren oír las mismas personas entrevistadas, pero que tampoco quieren que escuche el público. Les incomoda y punto. No están acostumbrados a que alguien les diga algo que no les gusta a pesar de que ellos mismos son los que respondieron que sí, hay mafias en el arte, y lo hicieron sin miedo a decirlo porque tampoco se trata de un secreto.

«No están acostumbrados a que se les diga que no son guapos ni maravillosos. Están acostumbrados a que se les considere genios. Entonces, de repente se vieron reflejados en un espejo, pero que no es el suyo. Eso fue todo. No hice nada grave, no develé la estafa del siglo, no se acusa a nadie de nada».

Pablo reconoce que no se esperaba las respuestas que le dieron. «Cuando escuché lo terribles que eran supuse que el documental iba a causar malestar en algunos sectores, pero no pensé que fuera tan grave; es ridículo, porque no se trata de un documental sobre política.

«Una de las preguntas que más les duele es, precisamente, si hay mafias en el mundo del arte, pues obviamente respondieron que sí, porque se lava mucho dinero, porque es un muy buen negocio, porque no hay leyes. El mercado del arte es el menos regulado del mundo, como dijo uno de los entrevistados; el segundo medio menos regulado es el de las drogas. Es decir, el arte tiene menos restricciones que el mundo de las drogas, por eso pueden hacer lo que les da la gana y ofrecer lo que quieran, no están sometidos a ningún tipo de control.

«Me acusaron de que había manipulado sus respuestas, de que estaban fuera de contexto; cansado de esas falsas acusaciones, subimos las entrevistas completas a una página de Internet; entonces, una directora de un museo me llamó para suplicarme que quitara una entrevista, pues le hacía más daño aún a su curador. Eso sí, en ese momento se acabaron los comentarios de que yo había manipulado las entrevistas».

La realización del que es el primer largometraje de Jato se inició en 2011. La filmación le llevó tres años, la posproducción otro más. En 2015 lo presentó con mucho éxito durante dos meses en la Cineteca Nacional, gracias al apoyo de Nelson Carro, y después la distribución comercial fue imposible.

«No es un documental para intelectuales; está hecho para todo mundo, con las preguntas que cualquiera se hace respecto del mundo del arte. Me fui a buscar respuestas con las preguntas recogidas que todo mundo se hace. No es un documental sobre arte, sino sobre mercado del arte y el daño que éste le ha hecho a los artistas y al propio arte».

No se distribuirá

El realizador señala que a estas alturas ya no va a hacer más el esfuerzo por distribuir su película; «sólo la presentaremos en los sitios donde nos la pidan, como ha venido sucediendo, y a lo que sigue. No podemos quedarnos para siempre tratando de encontrar distribuidor a El espejo del arte».

Jato señala que la película «nunca estará a la venta; se distribuirá de manera gratuita por Internet en cuanto terminen algunas negociaciones y se proyecte en España, Ecuador y Argentina, compromisos adquiridos hace meses».

Próximamente la editorial Textofilia publicará su novela El arte tiene la culpa; además, Jato tiene en puerta la filmación de un documental sobre el problema de los refugiados, el cual filmará en Oriente Medio, y otro sobre semillas transgénicas. Los recursos obtenidos de la proyección de estos trabajos serán destinados al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, al Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia y a la asociación civil Conservation International, aseguró el documentalista.

La proyección de El espejo del arte se realizará este miércoles 7 a las 11 horas y el jueves 8 a las 19 horas en Casa Lamm (Álvaro Obregón 99, colonia. Roma). Entrada libre.


REGRESAR A LA REVISTA


Servicio de Suscripción
* requerido
* Email Marketing by VerticalResponse